RESEÑA. AUTOPISTA CON DESTINO A HAKONE EN 2019.

HAKONE, JAPÓN.

Rutas famosas de Japón, además de carreteras poco conocidas y alejadas de las convencionales, impresionantes vistas del nevado monte Fuji, una hospitalidad de primera clase y un ambiente de convivencia, todo ello traducido en un maravillosa recorrido Scenic Drive entre los lagos, las montañas y las aguas termales de Hakone.

La velada inaugural en el hotel Hakone Retreat fue el calentamiento de un evento en el que fue fácil interactuar y conocer a otros propietarios de BMW i8. Tras la bienvenida multilingüe, el “briefing” y la entrega del libreto con la hoja de ruta, los invitados pudieron charlar junto a la chimenea exterior, con la presencia de tres representantes de alto nivel de BMW. En el restaurante Woodside del hotel, cerrado para la ocasión privada, los asistentes disfrutaron de una deliciosa y animada cena.

Con los coches de los asistentes japoneses y coreanos alineados y listos para partir a primera hora de la mañana siguiente, la salida era inminente, pero no sin que los invitados tuvieran la oportunidad de echar un vistazo al nuevo BMW M850i. Los asistentes extranjeros escogieron su vehículo de una selección que incluía el BMW i8, BMW i8 Roadster, BMW M5 y BMW M6 Gran Coupé. Tras la fotografía de grupo, llegó el momento de salir.

Con la famosa autopista Hakone Turnpike, el impresionante Parque nacional de Fuji-Hakone-Izu y el magnífico lago Ashi, los miembros de BMW i Pure Impulse se dirigieron en convoy al restaurante Fuji View, el escenario perfecto para aparcar los vehículos y hacer las instantáneas más solicitadas, además de para descansar antes de iniciar la etapa de vuelta.

En un día maravillosamente despejado, la ruta mantuvo el magnífico monte Fuji a la vista casi todo el camino a lo largo de la línea del horizonte de Ashinoko, antes de descender la montaña a través del bosque, donde se recorrieron caminos más estrechos y muy ventosos, lo que ofreció a los asistentes un aliento de puro disfrute de conducción y una nueva experiencia incluso para algunos de los miembros locales. El agradable almuerzo en el hotel fue la última etapa de este evento de conducción japonés que tuvo tanta acogida y que ofreció a los miembros de BMW i Pure Impulse una última oportunidad para conversar y compartir los momentos más destacados de un fin de semana memorable.